El equilibrio del Tercer Sector: profesionalización vs. orígenes

formaciones fundraising sonia flotatsEl otro día tuve el privilegio de asistir a la reunión del Consejo Asesor de Investigación del Observatorio del Tercer Sector. Un encuentro de lo más interesante con una cuarentena de personas procedentes de diferentes ámbitos del sector y / o con afinidades con éste que se reúnen periódicamente para intercambiar impresiones sobre el sector. El objetivo del encuentro en esta ocasión era reflexionar sobre los retos de las entidades en el contexto de crisis en el que nos encontramos, que, tal y como decía el título de la convocatoria, más que una época de cambio se trata de un cambio de época.

En la mesa en la que me tocó participar se habló bastante, entre otros temas, de la necesidad de que las entidades vuelvan a los orígenes, alejándose un poco de la excesiva “profesionalización” que han ido adquiriendo (muchas veces obligadas) en temas de gestión, fundraising, ISOS, etc., y recuperar el espíritu de vehiculizadoras de las demandas de la sociedad. Y es que ciertamente, ante esta nueva realidad social y económica actual (y la que vendrá) las entidades realmente eficientes serán aquellas que más capacidad tengan de acoger y dar respuesta a las necesidades reales de la sociedad.

Por otra parte, estos últimos meses también he tenido el privilegio de dar varias formaciones de comunicación, marketing y captación de fondos privados a entidades de diferentes municipios de Cataluña. En muy pocos meses he conocido a más de un centenar de pequeñas entidades de todo tipo: sociales, culturales, de cooperación, medioambientales, etc. Y a pesar de ser entidades muy diferentes y dispersas, todas ellas tenían un rasgo en común: la gran voluntad de acogida de personas e inquietudes. Aún así, y probablemente por eso asistían a la formación que yo impartía, no sabían cómo transformar el contacto de la gente en proyectos capaces de satisfacer estas demandas.

De este modo, entre el encuentro con el consejo asesor del OTS y el contacto con estas pequeñas entidades, he llegado a la conclusión de que aunque sí que es cierto que la excesiva profesionalización del sector no lucrativo de las últimas décadas ha provocado que en muchos casos algunas entidades se hayan alejado de la calle, también es cierto que hay muchas pequeñas entidades que, teniendo este contacto, siguen necesitando saber cómo utilizarlo para hacer realidad los proyectos y objetivos que se les demanda.

Quizá sería interesante hacer más encuentros entre unas y otras para aprender mutuamente: unas a recuperar estos orígenes y las otras a aprovecharlo para convertirlo en proyectos eficientes. Quizás, incluso, unas y otras podrían llevar a cabo proyectos conjuntos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>